El Gobierno avanza con el plan para las privatizaciones y apunta proyectos individuales para las que quedaron afuera de la Ley de Bases

Spread the love

El jueves, mientras caía la tarde y en el Congreso de la Nación el oficialismo se encaminaba a la aprobación de la Ley de Bases y el paquete fiscal, en Balcarce 50 se daba formalmente el puntapié inicial para el camino de las privatizaciones. El encuentro marcó el rol de Diego Chaher, quien tendrá formalmente la Unidad Ejecutora de Empresas, que se encargará de las privatizaciones y de él participaron los responsables de las empresas públicas que el Gobierno busca sacar a la venta. No solo las de aquellas que fueron aprobadas por la flamante norma, sino también las que no, pero que pese a haber sido excluidas del listado original, el oficialismo intentará lograr venderlas total o parcialmente, concesionarlas o cederlas a las provincias, a través de nuevos intentos parlamentarios.

Entre lo primero que se buscaría avanzar es con Corredores Viales, una de las aprobadas el último jueves, “para concesionar todas las rutas del país en los próximos tres o cuatro meses”, según afirman en la Casa Rosada. En el corto plazo también se podría avanzar con Tandanor, que quedó a cargo de Mauricio González Botto, exmano derecha de Nicolás Posse y quien inicialmente tuvo bajo su órbita el área de privatizaciones. Si bien Tandanor no quedó en el listado aprobado, en el Gobierno afirman que se podrá avanzar con su privatización por la ley que la creó, al igual que afirman que podría suceder con Correo Argentino.

Según pudo saber LA NACION, en el futuro cercano también se avanzaría con la concesión de Aysa, mientras que Intercargo, otra de las aprobadas para su privatización y con interesados por ella, se podría esperar a ver qué sucede con Aerolíneas Argentinas, una de las prioridades del gobierno para desprenderse, pero que quedó fuera de las aprobadas en el último tramo de las negociaciones con la oposición dialoguista. La idea libertaria es volver a insistir con ella a nivel parlamentario y de acuerdo a los resultados, podría salir junto a Intercargo, en tándem, a la venta.

Todo eso está en los planes del Gobierno que delegó en Chaher, abogado y con paso por Corporación América, el manejo del tema. A Chaher cuentan en las filas libertarias que “le juega a favor la experiencia de Télam”, en referencia a lo que hizo desde marzo en la agencia de noticias estatal, que terminará transformada en agencia de publicidad para mantener la pauta. “Era un desastre y lo ordenó en el plazo correspondiente. Cumplió”, afirman en la Casa Rosada.

Por el encuentro en la Casa de Gobierno también estuvo el asesor presidencial, Santiago Caputo, quien bajó el mensaje que el presidente Javier Milei marcó en campaña y que tiene que ver con deshacerse de las empresas públicas, lo antes posible. Chaher es una persona de extrema confianza suya. Otro que asistió, en un break de la maratónica sesión, fue el vicejefe de Gabinete, José Rolandi, quien también sobrevivió a la salida de Posse, su exjefe, y parece consolidarse cada vez más en su puesto.

La del último jueves fue una reunión a modo de puntapié inicial, la bajada de línea o el kick off, según la describieron en consonancia las voces consultadas, y luego habrá otras, personales o más reducidas. En el encuentro, que se extendió por casi cuarenta minutos, en el Salón Sur de la Casa Rosada, también estuvieron varios secretarios de Estado, entre ellos Franco Mogetta, de Transporte, y de cuya órbita depende el sistema de trenes, otro de los primeros que podría salir de la órbita del Estado; Raúl Marino, de Política Industrial, Investigación y Producción para la Defensa; y sus pares de Innovación, Darío Genua; de Minería, Luis Lucero y en representación de Eduardo Chirillo de Energía, el asesor, Carlos Morales.

También los titulares de Aysa, Alejo Maxitt; de Correo Argentino, Camilo Baldini; González Botto, de Tandanor; de Corredores Viales, José Luis Acevedo, y de Trenes, Adrián Luque, en un listado amplio de responsables de firmas nacionales.

El listado inicial era de 41 empresas, pero finalmente solo terminaron para privatizar parcialmente: Energía Argentina SA, Intercargo SAU; en tanto que para privatizar o concesionar quedaron Agua y Saneamiento Argentinos (Aysa), Belgrano Cargas y Logística SA, Sociedad Operadora Ferroviaria y Corredores Viales SA.

Del listado final salieron en las horas previas a la votación Aerolíneas Argentinas, Correo Argentino y Radio y Televisión Argentina (RTA), que a diferencia de las anteriores podían ser privatizadas de forma total. Sobre Correo, en el Gobierno sostienen que puede salir a privatización, a pesar de no haber sido incluido en el listado porque “está contemplado en la ley que lo creó”.

Estas tres empresas salieron a último momento del listado de empresas sujetas a privatizar por presión de la oposición dialoguista y son prioritarias para el oficialismo, que no descarta mandarlas por separado al igual que el resto de las que quedaron afuera a lo largo de las negociaciones.

Las empresas que estaban dentro de la primera versión de la Ley de Bases y que fueron quedando afuera a lo largo de meses de negociaciones son: Administración General de Puertos, Empresa Argentina de Soluciones Satelitales (Arsat), Banco Nación, Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE), Casa de la Moneda, Contenidos Públicos (que contempla los canales Encuentro, Pakapaka y DeporTV y la plataforma Contar), Construcción de Viviendas para la Armada Argentina, Dioxitek, el portal Educar, Empresa Argentina de Navegación Aérea, Fábrica Argentina de Aviones Brigadier San Martín, Fabricaciones Militares, Innovaciones Tecnológicas Agropecuarias, Nación Bursátil, sociedad de bolsa del Banco Nación, Pellegrini, fondo común de inversión del Nación, Nación Reaseguros, Nación Seguros de Retiro, Nación Servicios, Playas Ferroviarias de Buenos Aires, Polo Tecnológico Constituyentes, Radio de la Universidad Nacional del Litoral, Servicio de Radio y Televisión de la Universidad Nacional de Córdoba, Talleres Navales Dársena Norte, Desarrollo del Capital Humano Ferroviario, Administración de Infraestructuras Ferroviarias, Vehículo Espacial Nueva Generación (VENG), Yacimientos Mineros de Agua de Dionisio (YMAD) e YPF (cuyo 51% pertenece al Estado argentino). En ese listado también estaba Télam que luego terminó siendo cerrada y se prepara para ser reconvertida en agencia de publicidad.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Next Post

Un piloto aterrizó de emergencia en una laguna congelada en Chubut y espera ser rescatado

Spread the loveUna avioneta estuvo cerca de protagonizar una tragedia en la Comarca Andina de Chubut luego de que se reportara que tuvo que realizar un aterrizaje de emergencia. La nave quedó estacionada sobre un lago congelado y se espera que este domingo el piloto damnificado sea rescatado por los […]

Noticias Relacionadas

error: Content is protected !!