De Berlín a Buenos Aires sin escalas: Travel tech, Agtech y el poder de las Aceleradoras como multiplicador para la matriz productiva nacional

En el lapso de esta semana, Buenos Aires y Berlín son protagonistas para el ecosistema de la industria 4.0 y de servicios basados en el conocimiento de manera transversal a sectores tan dinámicos como el turismo y la tecnología agrícola.

Las matrices productivas de la agricultura y el turismo despliegan su potencial de crecimiento para la generación de empleos de calidad con impacto federal y la generación de divisas, donde la innovación -visualizada con la apertura de las oficinas regionales del German Accelerator en la Argentina- desbloquea con su coeficiente multiplicador la inserción en cadenas de valor agregado globales.

El turismo receptivo y el poder de las Travel Tech

El turismo receptivo representa la segunda mayor exportación de servicios de nuestro país y Alemania – sede de la Feria Internacional ITB esta semana- se consolida como el segundo origen de visitantes europeos a la Argentina, superando mercados emisores tradicionales como el Reino Unido o Francia.

La sustentabilidad, el deporte y la gastronomía son los ejes que agregan dimensión a la industria y que se traducen en un impacto de entre el 6 y 8% del PBI nacional.

Tan solo en enero y febrero de este año, llegaron a la Argentina más de 1,2 millones turistas, lo que representa ingresos por US$979 millones, monto que se agregan a los más de 6,5 millones de turistas extranjeros que visitaron nuestro país en el transcurso de 2023, con un impacto estimado de US$3700 millones en nuestra economía, que genera más de medio millón de puestos de trabajo.

Para sobresalir en turismo es necesario el paisaje, pero junto a este son fundamentales la conectividad para acceder a ellos, los servicios para disfrutarlos, el deporte con su tradición y espíritu, y la gastronomía de cada una de sus regiones para completar una experiencia integral; eso es lo que hoy ofrece Argentina -en múltiples circuitos- y allí entra el significado multiplicador que agregan las Travel-tech para acceder a un mercado en constante dinamismo, que tiende a personalizar demandas de servicios diferenciados. Despegar, entre los primeros unicornios argentinos, es ejemplo de un desarrollo de vanguardia que sumó a la revolución de la nueva generación de viajeros.

Expoagro como plataforma para la tecnología agrícola

En simultáneo, Expoagro en San Nicolás torna el foco -como cada año- a los negocios agrícolas con un impacto en el PBI argentino del orden de 17%, dando cuenta del 18% del empleo privado y cerca de dos tercios de la matriz exportadora de nuestro país, con foco en la tecnología agrícola de precisión, ofreciendo soluciones tecnológicas para la mejora de procesos productivos y su relación con la sustentabilidad de la actividad.

Nuevamente la sustentabilidad, ligada al desarrollo de las capacidades tecnológico-digitales a través de la ya omnipresente Agtech sobre la matriz productiva integral del agro, es el concepto subyacente sobre el cual se cimenta un sector clave para el desarrollo económico que irrumpe desde la agricultura de precisión en una actividad agropecuaria baja en carbono comprometida con la preservación de la riqueza de nuestros suelos, el manejo sustentable del agua y la trazabilidad productiva asegurando el sobrecumplimiento de estándares internacionales para la exportación a mercados globales.

Buenos Aires como cita obligada para el ecosistema de la economía del conocimiento

Por su parte, el Palacio San Martín se transforma hoy en punto de encuentro obligado para los actores del ecosistema de la economía del conocimiento. La visita a de la Secretaria de Asuntos Económicos de Alemania -y declarada fanática de nuestro país- Franziska Brantner, brinda el marco oportuno para escalar la complementariedad tecnológica entre nuestros países con el fin de potenciar las economías regionales. La apertura de las oficinas para Sudamérica de la aceleradora de startups “German Accelerator” en la Argentina es el resultado final de meses de trabajo a partir del reconocimiento temprano de nuestro país, esta vez por su rol como líder indiscutible en la región en el desarrollo de un ecosistema startup.

Empresas de origen argentino de la talla de Globant, MercadoLibre, OLX y Satellogic convierten al país en el de mayor cantidad de unicornios tecnológicos por habitante de la región. Aún sin conformar la categoría de unicornios, empresas líderes en innovación en sectores estratégicos son las que definen la naturaleza innovadora de este universo digital, con el 30% de las startups de deep tech en la región. Además, es el país mejor rankeado de América Latina en habilidades tech y ciencia de datos. Esto es producto de la combinación de más de 35 centros e instituciones de investigación, clusters y polos tecnológicos.

La economía del conocimiento representa el futuro en términos de ventas de servicios, y ya es hoy un sector clave de la economía argentina en términos de exportaciones netas, empleo de calidad e innovación. Actualmente tiene un peso del 5,4% en el PIB y del 7,1% del total de las exportaciones de bienes y servicios – con cerca de US$8000 millones en 2022- lo que lo convierte en el tercer complejo exportador del país.

Cuando el todo es más que la suma de las partes

A simple vista resulta difícil para un espectador imaginar la correlación entre Turismo, Agricultura y Universo Startup. Tres matrices del entramado productivo nacional, que interactúan enlazándose mutuamente con el aglutinante y catalizador de la innovación. Tres matrices productivas, rompiendo barreras, insertando productos y servicios en los mercados internacionales. Tres industrias, donde el todo es mucho más que la suma de las partes, y la sumatoria de dichas actividades tiene un claro denominador común: un desarrollo económico 2.0, sobre la base de las capacidades productivas que nos distinguen; escalando, diversificando e innovando.

Una vez más la economía del conocimiento nos muestra su faz transformadora, una metamorfosis económica, un cambio que redefine las reglas del juego de cada sector a partir de la innovación, la tecnología y el talento local frente al cual los recursos y las fases de procesamiento quedan eclipsados y ceden su lugar a la creación de valor.

El autor es embajador Argentino en Alemania

*en colaboración con Tomas Zothner Meyer

En el lapso de esta semana, Buenos Aires y Berlín son protagonistas para el ecosistema de la industria 4.0 y de servicios basados en el conocimiento de manera transversal a sectores tan dinámicos como el turismo y la tecnología agrícola.

Las matrices productivas de la agricultura y el turismo despliegan su potencial de crecimiento para la generación de empleos de calidad con impacto federal y la generación de divisas, donde la innovación -visualizada con la apertura de las oficinas regionales del German Accelerator en la Argentina- desbloquea con su coeficiente multiplicador la inserción en cadenas de valor agregado globales.

El turismo receptivo y el poder de las Travel Tech

El turismo receptivo representa la segunda mayor exportación de servicios de nuestro país y Alemania – sede de la Feria Internacional ITB esta semana- se consolida como el segundo origen de visitantes europeos a la Argentina, superando mercados emisores tradicionales como el Reino Unido o Francia.

La sustentabilidad, el deporte y la gastronomía son los ejes que agregan dimensión a la industria y que se traducen en un impacto de entre el 6 y 8% del PBI nacional.

Tan solo en enero y febrero de este año, llegaron a la Argentina más de 1,2 millones turistas, lo que representa ingresos por US$979 millones, monto que se agregan a los más de 6,5 millones de turistas extranjeros que visitaron nuestro país en el transcurso de 2023, con un impacto estimado de US$3700 millones en nuestra economía, que genera más de medio millón de puestos de trabajo.

Para sobresalir en turismo es necesario el paisaje, pero junto a este son fundamentales la conectividad para acceder a ellos, los servicios para disfrutarlos, el deporte con su tradición y espíritu, y la gastronomía de cada una de sus regiones para completar una experiencia integral; eso es lo que hoy ofrece Argentina -en múltiples circuitos- y allí entra el significado multiplicador que agregan las Travel-tech para acceder a un mercado en constante dinamismo, que tiende a personalizar demandas de servicios diferenciados. Despegar, entre los primeros unicornios argentinos, es ejemplo de un desarrollo de vanguardia que sumó a la revolución de la nueva generación de viajeros.

Expoagro como plataforma para la tecnología agrícola

En simultáneo, Expoagro en San Nicolás torna el foco -como cada año- a los negocios agrícolas con un impacto en el PBI argentino del orden de 17%, dando cuenta del 18% del empleo privado y cerca de dos tercios de la matriz exportadora de nuestro país, con foco en la tecnología agrícola de precisión, ofreciendo soluciones tecnológicas para la mejora de procesos productivos y su relación con la sustentabilidad de la actividad.

Nuevamente la sustentabilidad, ligada al desarrollo de las capacidades tecnológico-digitales a través de la ya omnipresente Agtech sobre la matriz productiva integral del agro, es el concepto subyacente sobre el cual se cimenta un sector clave para el desarrollo económico que irrumpe desde la agricultura de precisión en una actividad agropecuaria baja en carbono comprometida con la preservación de la riqueza de nuestros suelos, el manejo sustentable del agua y la trazabilidad productiva asegurando el sobrecumplimiento de estándares internacionales para la exportación a mercados globales.

Buenos Aires como cita obligada para el ecosistema de la economía del conocimiento

Por su parte, el Palacio San Martín se transforma hoy en punto de encuentro obligado para los actores del ecosistema de la economía del conocimiento. La visita a de la Secretaria de Asuntos Económicos de Alemania -y declarada fanática de nuestro país- Franziska Brantner, brinda el marco oportuno para escalar la complementariedad tecnológica entre nuestros países con el fin de potenciar las economías regionales. La apertura de las oficinas para Sudamérica de la aceleradora de startups “German Accelerator” en la Argentina es el resultado final de meses de trabajo a partir del reconocimiento temprano de nuestro país, esta vez por su rol como líder indiscutible en la región en el desarrollo de un ecosistema startup.

Empresas de origen argentino de la talla de Globant, MercadoLibre, OLX y Satellogic convierten al país en el de mayor cantidad de unicornios tecnológicos por habitante de la región. Aún sin conformar la categoría de unicornios, empresas líderes en innovación en sectores estratégicos son las que definen la naturaleza innovadora de este universo digital, con el 30% de las startups de deep tech en la región. Además, es el país mejor rankeado de América Latina en habilidades tech y ciencia de datos. Esto es producto de la combinación de más de 35 centros e instituciones de investigación, clusters y polos tecnológicos.

La economía del conocimiento representa el futuro en términos de ventas de servicios, y ya es hoy un sector clave de la economía argentina en términos de exportaciones netas, empleo de calidad e innovación. Actualmente tiene un peso del 5,4% en el PIB y del 7,1% del total de las exportaciones de bienes y servicios – con cerca de US$8000 millones en 2022- lo que lo convierte en el tercer complejo exportador del país.

Cuando el todo es más que la suma de las partes

A simple vista resulta difícil para un espectador imaginar la correlación entre Turismo, Agricultura y Universo Startup. Tres matrices del entramado productivo nacional, que interactúan enlazándose mutuamente con el aglutinante y catalizador de la innovación. Tres matrices productivas, rompiendo barreras, insertando productos y servicios en los mercados internacionales. Tres industrias, donde el todo es mucho más que la suma de las partes, y la sumatoria de dichas actividades tiene un claro denominador común: un desarrollo económico 2.0, sobre la base de las capacidades productivas que nos distinguen; escalando, diversificando e innovando.

Una vez más la economía del conocimiento nos muestra su faz transformadora, una metamorfosis económica, un cambio que redefine las reglas del juego de cada sector a partir de la innovación, la tecnología y el talento local frente al cual los recursos y las fases de procesamiento quedan eclipsados y ceden su lugar a la creación de valor.

El autor es embajador Argentino en Alemania

*en colaboración con Tomas Zothner Meyer

 

................................................................................................

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Next Post

Patricia Bullrich aseguró que los asesinatos de taxistas en Rosario son “una venganza” por las medidas tomadas en las cárceles

En medio del estupor que provocó el asesinato de dos policías en menos de 48 horas en Rosario, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, calificó al hecho como una “venganza” relacionada con el régimen de aislamiento que aplicaron en las cárceles federales y provinciales. “Recibimos 20 hábeas corpus de presos de alto […]
error: Content is protected !!