Paro docente: ocho provincias vuelven hoy a las aulas, en medio de un fuerte conflicto gremial

En un intento por neutralizar el paro docente y garantizar el inicio de clases, el Gobierno convocó para este martes a las cinco organizaciones gremiales de alcance nacional para fijar el salario inicial de los maestros, que es hoy de $250.000, y negociar alternativas ante el recorte del Fondo Nacional de Incentivo Docente (Fonid), un componente adicional del salario que es financiado con recursos nacionales. A pesar del llamado al diálogo, la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (Ctera) mantuvo la huelga para este lunes, en una medida que complicaría el inicio del ciclo lectivo en ocho provincias que tenían previsto para esta fecha el comienzo de las actividades.

Este lunes está previsto el inicio de las clases en ocho jurisdicciones: Ciudad de Buenos Aires, Córdoba, Corrientes, Entre Ríos, Formosa, Mendoza, San Luis, Santa Fe. Sin embargo, en ninguno de los distritos el regreso será pleno por la medida de Ctera, que reúne a los principales gremios provinciales y tiene un perfil kirchnerista, y espera que tenga impacto dispar de acuerdo a la provincia.

La medida del gremio se sentiría con más fuerza sería en Santa Fe, ya que el gremio provincial mayoritario forma parte de la Ctera, cuya líder nacional, Sonia Alesso, surgió de allí. En la Ciudad de Buenos Aires, por ejemplo, su impacto sería acotado porque la gestión de Jorge Macri acordó con 15 de los 17 sindicatos porteños un aumento del salario inicial que lo llevó a $871.332. Mantendrán la protesta la UTE y Ademys, vinculado con la izquierda.

El calendario escolar 2024 continuará el martes, con el inicio de las clases en La Rioja y Catamarca; el jueves, en Santa Cruz, y el viernes en Buenos Aires, La Pampa, Tierra del Fuego y Tucumán. El 4 de marzo está agendado el arranque del ciclo lectivo en Chaco, Chubut, Misiones, Neuquén, San Juan y Santiago del Estero, a las que se suman Jujuy y Salta, que iban a empezar este lunes pero aplazaron la fecha.

Por su parte, Río Negro comenzará su ciclo lectivo el 11 de marzo, tras un periodo de intensificación desarrollado del 14 al 26 de febrero, se informó oficialmente.

El desafío de la Ctera no fue compartido por los otros cuatro gremios docentes de alcance nacional, que resolvieron levantar la huelga prevista para el lunes a la espera de lo que se resuelva en la reunión del martes a la tarde con el secretario de Educación de la Nación, Carlos Torrendell, y sus pares provinciales. La división sindical es un dato novedoso en un contexto de conflictividad en el que diferentes sectores se unen pese a sus diferencias para rechazar la política de ajuste de la gestión de Javier Milei.

Los cuatro gremios que decidieron postergar su protesta y apostar al diálogo son: la Unión de Docentes de la Argentina (UDA), Docentes Privados (Sadop), Enseñanza Técnica (Amet) y la Confederación de Educadores Argentinos (CEA). Todos ellos están enrolados en la CGT, mientras que la Ctera pertenece a la CTA.

“Lo que va a suceder con la docencia argentina es que va a cobrar menos, no que no va a tener aumento. Hasta ahora lo que está pasando es que no se enviaron los fondos a las provincias del Fondo Compensador, del Fondo de Incentivo Docente, de los fondos para los programas educativos. Ya se comunicó a muchísimas provincias que los fondos que dependen de leyes sancionadas en el parlamento nacional no se van a enviar a las jurisdicciones”, aseguró Alesso. Y explicó: “Esto abarca desde fondos para salarios hasta fondos para infraestructura escolar, para cooperadoras escolares, Educ.ar, Conectar Igualdad, comedor y copa de leche y la jornada extendida como se plantea que está en todo el país, y que va a afectar a las familias argentinas y a los docentes”.

La Ctera mantuvo la huelga prevista para este lunes, aunque también participará de la negociación que se abrirá el martes, en la sede de Educación.

En un intento por neutralizar el paro docente y garantizar el inicio de clases, el Gobierno convocó para este martes a las cinco organizaciones gremiales de alcance nacional para fijar el salario inicial de los maestros, que es hoy de $250.000, y negociar alternativas ante el recorte del Fondo Nacional de Incentivo Docente (Fonid), un componente adicional del salario que es financiado con recursos nacionales. A pesar del llamado al diálogo, la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (Ctera) mantuvo la huelga para este lunes, en una medida que complicaría el inicio del ciclo lectivo en ocho provincias que tenían previsto para esta fecha el comienzo de las actividades.

Este lunes está previsto el inicio de las clases en ocho jurisdicciones: Ciudad de Buenos Aires, Córdoba, Corrientes, Entre Ríos, Formosa, Mendoza, San Luis, Santa Fe. Sin embargo, en ninguno de los distritos el regreso será pleno por la medida de Ctera, que reúne a los principales gremios provinciales y tiene un perfil kirchnerista, y espera que tenga impacto dispar de acuerdo a la provincia.

La medida del gremio se sentiría con más fuerza sería en Santa Fe, ya que el gremio provincial mayoritario forma parte de la Ctera, cuya líder nacional, Sonia Alesso, surgió de allí. En la Ciudad de Buenos Aires, por ejemplo, su impacto sería acotado porque la gestión de Jorge Macri acordó con 15 de los 17 sindicatos porteños un aumento del salario inicial que lo llevó a $871.332. Mantendrán la protesta la UTE y Ademys, vinculado con la izquierda.

El calendario escolar 2024 continuará el martes, con el inicio de las clases en La Rioja y Catamarca; el jueves, en Santa Cruz, y el viernes en Buenos Aires, La Pampa, Tierra del Fuego y Tucumán. El 4 de marzo está agendado el arranque del ciclo lectivo en Chaco, Chubut, Misiones, Neuquén, San Juan y Santiago del Estero, a las que se suman Jujuy y Salta, que iban a empezar este lunes pero aplazaron la fecha.

Por su parte, Río Negro comenzará su ciclo lectivo el 11 de marzo, tras un periodo de intensificación desarrollado del 14 al 26 de febrero, se informó oficialmente.

El desafío de la Ctera no fue compartido por los otros cuatro gremios docentes de alcance nacional, que resolvieron levantar la huelga prevista para el lunes a la espera de lo que se resuelva en la reunión del martes a la tarde con el secretario de Educación de la Nación, Carlos Torrendell, y sus pares provinciales. La división sindical es un dato novedoso en un contexto de conflictividad en el que diferentes sectores se unen pese a sus diferencias para rechazar la política de ajuste de la gestión de Javier Milei.

Los cuatro gremios que decidieron postergar su protesta y apostar al diálogo son: la Unión de Docentes de la Argentina (UDA), Docentes Privados (Sadop), Enseñanza Técnica (Amet) y la Confederación de Educadores Argentinos (CEA). Todos ellos están enrolados en la CGT, mientras que la Ctera pertenece a la CTA.

“Lo que va a suceder con la docencia argentina es que va a cobrar menos, no que no va a tener aumento. Hasta ahora lo que está pasando es que no se enviaron los fondos a las provincias del Fondo Compensador, del Fondo de Incentivo Docente, de los fondos para los programas educativos. Ya se comunicó a muchísimas provincias que los fondos que dependen de leyes sancionadas en el parlamento nacional no se van a enviar a las jurisdicciones”, aseguró Alesso. Y explicó: “Esto abarca desde fondos para salarios hasta fondos para infraestructura escolar, para cooperadoras escolares, Educ.ar, Conectar Igualdad, comedor y copa de leche y la jornada extendida como se plantea que está en todo el país, y que va a afectar a las familias argentinas y a los docentes”.

La Ctera mantuvo la huelga prevista para este lunes, aunque también participará de la negociación que se abrirá el martes, en la sede de Educación.

 

................................................................................................

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Next Post

El trágico desenlace de un adolescente delante de sus compañeros y la canción de Pearl Jam que generó polémica

Para la familia de Jeremy Wade Delle se trataba de un día normal. El 8 de enero de 1991, el joven de 15 años se preparaba para ir al colegio. Un paso más de la rutina cotidiana. Sin embargo, tan solo unas horas más tarde, todo dio un vuelco cuando Jeremy ingresó […]
error: Content is protected !!