Cómo usar mejor Google Maps y Waze y qué ocurre con las “zonas peligrosas”

Usar las Aplicaciones (Apps) en los teléfonos inteligentes para decidir qué ruta usar y llegar a destino es hoy esencial para muchos conductores.

“En los últimos años, se integraron funcionalidades basadas en inteligencia artificial que permiten, entre otras cosas, explorar opciones de ruta y sitios y mejorar recorridos con actualizaciones en tiempo real. La posibilidad de acceder a toda esta información en una sola aplicación desde un dispositivo móvil, con o sin conexión a Internet, y además su integración en algunos modelos de autos, con sistema operativo Android Auto, simplifican la experiencia y hacen que sea cada vez más elegido por los usuarios”, dijo Sabrina Valls, responsable de Comunicación de Producto de Google Argentina.

Planes de ahorro: se duplicaron las cuotas mensuales y crece la alarma entre los clientes

En tanto, el presidente del Observatorio Vial Latinoamericano (Ovilam), el ingeniero Fabián Pons, destacó el avance de la tecnología de localización satelital y de navegación vehicular de la última década. “Se pasó de una localización pasiva a sistemas alimentados por los propios usuarios de la vía. Hoy ya nadie pregunta por una calle o usa la ‘Guía Filcar’. Lo más común es el uso de Google Maps, Waze y en menor medida los GPS que muchas veces ya vienen incorporado en el propio vehículo de fábrica”, indicó.

En la misma línea, Jorge Omar del Río, piloto y campeón argentino de Automovilismo, creador del Sistema de Manejo Avanzado en el país y director de la Escuela de Manejo Avanzado que lleva su nombre, señaló que “es evidente la evolución para los conductores particulares y profesionales, especialmente, que van conectados en sus vehículos con los sistemas de navegación. Es realmente muy útil, especialmente, porque evita el tener que ir mirando mapas o poner en riesgo a las personas al tener que detenerse para preguntar y a veces, no se entiende las explicaciones. Con estos sistemas la posibilidad de llegar a destino es mucho más ordenadamente y clara”.

Cuáles son las ciudades con peor y mejor tráfico del mundo y en qué puesto está Buenos Aires

Según Pons, estos sistemas funcionan sin Internet, sólo con datos y le brindan al conductor mucha información, le eligen el mejor camino, indican las zonas de congestión vehicular, tiempo estimado de llegada, recorrido en kilómetros y caminos alternativos en caso de congestión. “Las Apps interactivas tienen la ventaja de dar información en tiempo real, como es el caso de Waze, lo cual es una gran ayuda para poder elegir un camino alternativo para evitar zonas de piquetes, siniestros… Sin embargo, muchas personas eligen Google Maps porque viene precargado en casi todos los teléfonos”.

En el caso de Google Maps, permite, entre otras cosas, recorrer cualquier lugar gracias a la navegación con instrucciones paso a paso e información del tránsito en tiempo real para encontrar la mejor ruta. Partiendo de esta base, comentó Valls, “ofrece un sinfín de opciones personalizables, como activar o no la navegación por voz en caso de conducir un auto, visualizar demoras, obras y accidentes automovilísticos y compartir el progreso del viaje e identificar lugares puntuales en la ruta. La navegación sin conexión es un punto a destacar, porque en ocasiones nos dirigimos a lugares donde la conectividad es inestable o incluso nula. Para estos casos, Google Maps tiene la función ‘sin conexión’ que permite descargar al teléfono los mapas y las indicaciones de recorrido con anticipación para poder navegar de forma segura”.

Los precios de los autos usados “empiezan a corregir”: cómo están frente a los 0km

Estas opciones, como afirma Del Río, son muy buenas herramientas sobre todo cuando se está en el exterior o en lugares donde no se tiene acceso a la Internet y “de alguna manera, uno tiene un auxilio y ayuda para terminar el recorrido”.

Cómo elegir la mejor ruta

Los expertos afirman que la elección de la ruta va a depender de qué quiere el usuario como llegar a tiempo al trabajo, ir a un lugar desconocido o hacer un recorrido turístico.

Sin embargo, “el problema de estas ayudas para la circulación es que uno puede filtrar el modo de búsqueda según el camino, más corto, el más rápido o el que no tiene peajes pero, en general, no tienen en cuenta el nivel de peligrosidad de parte de los caminos elegidos. Es así que muchas veces nos hacen cruzar por el medio de barrios marginales o con pisos muy poco transitables. Lo ideal en esos casos es que el conductor esté muy atento a mirar a la distancia y circular con mucho cuidado antes de entrar en lugares peligrosos. No conozco aplicaciones que indiquen qué calles son las más peligrosas”, sugirió el presidente de Ovilam.

Sobre este punto, Del Río apuntó que lo mejor es que “el conductor elija por sí mismo la ruta que conoce y sea la más segura, independientemente que el sistema indique una demora de más tiempo. Si puede elegir, ir por rutas o autopistas y aunque tengan peaje que, es lo que generalmente se trata de evitar, si se busca la seguridad, ahí, no se privilegia el tiempo o la distancia, sino sentirse más cómodo por donde se circula”.

Igualmente, Valls aclaró que Google Maps no brinda información sobre zonas peligrosas o rutas en mal estado. Sin embargo, para trayectos o destinos habituales, los usuarios pueden fijarlos con sus preferencias para un acceso más directo y asegurarse el camino a recorrer.

“Google Maps no califica las zonas como peligrosas. El mapa sí muestra distintos avisos a lo largo de la ruta como caminos en obra, accidentes o atascos de tránsito”, especificó la responsable de Comunicación.

Asimismo, Pons recuerda que cuando llegó al país la oferta de los GPS para conocer las opciones de rutas a seguir, “en un principio se indicaban las zonas peligrosas en color rosado, después, se lo quitó por ser discriminatorio y hasta el día de hoy, se lo mantiene por lo menos en los GPS de Garmin. Por supuesto que los usuarios valoran mucho que le den esa información de zonas peligrosas para no tener que pasar malos momentos o situaciones de riesgo”.

Nuevos avances

Actualmente, Google trabaja en la incorporación de inteligencia artificial generativa en la aplicación. Así, en el futuro se le podrá ‘preguntar a Google Maps’ para descubrir lugares mediante una conversación con chatbots equipados con grandes modelos de lenguaje que podrán interpretar las necesidades y el interés del usuario y sugerir las mejores opciones.

“La mejor forma de utilizar Google Maps es aprovechar sus funcionalidades para mejorar la manera segura y confiable en la que nos desplazamos diariamente en auto, moto, bicicleta, transporte público o a pie. La información complementaria de las rutas es muy importante para agregar valor a la experiencia, no sólo cómo llegar, sino también detalles del entorno, la previsualización multidimensional de los destinos, el clima y el tránsito, entre otros”, dijo Valls.

Para interactuar con estas Apps, Pons recomienda que la programación para elegir el lugar de destino debe hacerse con el vehículo detenido y en una zona segura. “Usar preferiblemente estas ayudas en formato ‘audio’ y no en formato ‘visual’ para evitar las distracciones. No son pocos los conductores que justifican un siniestro diciendo que estaban cargando datos en el GPS o mirando las pantallas”.

Esta tecnología ayuda de manera “muy positiva” al conductor, afirmó Del Río, al permitir guiarse mediante aviso de voz con anticipación sobre lo que va a tener que hacer y no distraerse con la imagen. “Le da una tranquilidad muy grande al conductor porque se ocupa de manejar con seguridad dentro del tránsito que le aparezca. En los últimos años, ha sido un enorme cambio que ha traído mucha seguridad en la conducción. Pero, siempre, antes de arrancar, el conductor deberá decidir la ruta que lo haga sentir confiado”.

Usar las Aplicaciones (Apps) en los teléfonos inteligentes para decidir qué ruta usar y llegar a destino es hoy esencial para muchos conductores.

“En los últimos años, se integraron funcionalidades basadas en inteligencia artificial que permiten, entre otras cosas, explorar opciones de ruta y sitios y mejorar recorridos con actualizaciones en tiempo real. La posibilidad de acceder a toda esta información en una sola aplicación desde un dispositivo móvil, con o sin conexión a Internet, y además su integración en algunos modelos de autos, con sistema operativo Android Auto, simplifican la experiencia y hacen que sea cada vez más elegido por los usuarios”, dijo Sabrina Valls, responsable de Comunicación de Producto de Google Argentina.

Planes de ahorro: se duplicaron las cuotas mensuales y crece la alarma entre los clientes

En tanto, el presidente del Observatorio Vial Latinoamericano (Ovilam), el ingeniero Fabián Pons, destacó el avance de la tecnología de localización satelital y de navegación vehicular de la última década. “Se pasó de una localización pasiva a sistemas alimentados por los propios usuarios de la vía. Hoy ya nadie pregunta por una calle o usa la ‘Guía Filcar’. Lo más común es el uso de Google Maps, Waze y en menor medida los GPS que muchas veces ya vienen incorporado en el propio vehículo de fábrica”, indicó.

En la misma línea, Jorge Omar del Río, piloto y campeón argentino de Automovilismo, creador del Sistema de Manejo Avanzado en el país y director de la Escuela de Manejo Avanzado que lleva su nombre, señaló que “es evidente la evolución para los conductores particulares y profesionales, especialmente, que van conectados en sus vehículos con los sistemas de navegación. Es realmente muy útil, especialmente, porque evita el tener que ir mirando mapas o poner en riesgo a las personas al tener que detenerse para preguntar y a veces, no se entiende las explicaciones. Con estos sistemas la posibilidad de llegar a destino es mucho más ordenadamente y clara”.

Cuáles son las ciudades con peor y mejor tráfico del mundo y en qué puesto está Buenos Aires

Según Pons, estos sistemas funcionan sin Internet, sólo con datos y le brindan al conductor mucha información, le eligen el mejor camino, indican las zonas de congestión vehicular, tiempo estimado de llegada, recorrido en kilómetros y caminos alternativos en caso de congestión. “Las Apps interactivas tienen la ventaja de dar información en tiempo real, como es el caso de Waze, lo cual es una gran ayuda para poder elegir un camino alternativo para evitar zonas de piquetes, siniestros… Sin embargo, muchas personas eligen Google Maps porque viene precargado en casi todos los teléfonos”.

En el caso de Google Maps, permite, entre otras cosas, recorrer cualquier lugar gracias a la navegación con instrucciones paso a paso e información del tránsito en tiempo real para encontrar la mejor ruta. Partiendo de esta base, comentó Valls, “ofrece un sinfín de opciones personalizables, como activar o no la navegación por voz en caso de conducir un auto, visualizar demoras, obras y accidentes automovilísticos y compartir el progreso del viaje e identificar lugares puntuales en la ruta. La navegación sin conexión es un punto a destacar, porque en ocasiones nos dirigimos a lugares donde la conectividad es inestable o incluso nula. Para estos casos, Google Maps tiene la función ‘sin conexión’ que permite descargar al teléfono los mapas y las indicaciones de recorrido con anticipación para poder navegar de forma segura”.

Los precios de los autos usados “empiezan a corregir”: cómo están frente a los 0km

Estas opciones, como afirma Del Río, son muy buenas herramientas sobre todo cuando se está en el exterior o en lugares donde no se tiene acceso a la Internet y “de alguna manera, uno tiene un auxilio y ayuda para terminar el recorrido”.

Cómo elegir la mejor ruta

Los expertos afirman que la elección de la ruta va a depender de qué quiere el usuario como llegar a tiempo al trabajo, ir a un lugar desconocido o hacer un recorrido turístico.

Sin embargo, “el problema de estas ayudas para la circulación es que uno puede filtrar el modo de búsqueda según el camino, más corto, el más rápido o el que no tiene peajes pero, en general, no tienen en cuenta el nivel de peligrosidad de parte de los caminos elegidos. Es así que muchas veces nos hacen cruzar por el medio de barrios marginales o con pisos muy poco transitables. Lo ideal en esos casos es que el conductor esté muy atento a mirar a la distancia y circular con mucho cuidado antes de entrar en lugares peligrosos. No conozco aplicaciones que indiquen qué calles son las más peligrosas”, sugirió el presidente de Ovilam.

Sobre este punto, Del Río apuntó que lo mejor es que “el conductor elija por sí mismo la ruta que conoce y sea la más segura, independientemente que el sistema indique una demora de más tiempo. Si puede elegir, ir por rutas o autopistas y aunque tengan peaje que, es lo que generalmente se trata de evitar, si se busca la seguridad, ahí, no se privilegia el tiempo o la distancia, sino sentirse más cómodo por donde se circula”.

Igualmente, Valls aclaró que Google Maps no brinda información sobre zonas peligrosas o rutas en mal estado. Sin embargo, para trayectos o destinos habituales, los usuarios pueden fijarlos con sus preferencias para un acceso más directo y asegurarse el camino a recorrer.

“Google Maps no califica las zonas como peligrosas. El mapa sí muestra distintos avisos a lo largo de la ruta como caminos en obra, accidentes o atascos de tránsito”, especificó la responsable de Comunicación.

Asimismo, Pons recuerda que cuando llegó al país la oferta de los GPS para conocer las opciones de rutas a seguir, “en un principio se indicaban las zonas peligrosas en color rosado, después, se lo quitó por ser discriminatorio y hasta el día de hoy, se lo mantiene por lo menos en los GPS de Garmin. Por supuesto que los usuarios valoran mucho que le den esa información de zonas peligrosas para no tener que pasar malos momentos o situaciones de riesgo”.

Nuevos avances

Actualmente, Google trabaja en la incorporación de inteligencia artificial generativa en la aplicación. Así, en el futuro se le podrá ‘preguntar a Google Maps’ para descubrir lugares mediante una conversación con chatbots equipados con grandes modelos de lenguaje que podrán interpretar las necesidades y el interés del usuario y sugerir las mejores opciones.

“La mejor forma de utilizar Google Maps es aprovechar sus funcionalidades para mejorar la manera segura y confiable en la que nos desplazamos diariamente en auto, moto, bicicleta, transporte público o a pie. La información complementaria de las rutas es muy importante para agregar valor a la experiencia, no sólo cómo llegar, sino también detalles del entorno, la previsualización multidimensional de los destinos, el clima y el tránsito, entre otros”, dijo Valls.

Para interactuar con estas Apps, Pons recomienda que la programación para elegir el lugar de destino debe hacerse con el vehículo detenido y en una zona segura. “Usar preferiblemente estas ayudas en formato ‘audio’ y no en formato ‘visual’ para evitar las distracciones. No son pocos los conductores que justifican un siniestro diciendo que estaban cargando datos en el GPS o mirando las pantallas”.

Esta tecnología ayuda de manera “muy positiva” al conductor, afirmó Del Río, al permitir guiarse mediante aviso de voz con anticipación sobre lo que va a tener que hacer y no distraerse con la imagen. “Le da una tranquilidad muy grande al conductor porque se ocupa de manejar con seguridad dentro del tránsito que le aparezca. En los últimos años, ha sido un enorme cambio que ha traído mucha seguridad en la conducción. Pero, siempre, antes de arrancar, el conductor deberá decidir la ruta que lo haga sentir confiado”.

 

................................................................................................

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Next Post

Niñez en peligro. Cada día se registran casi 280 casos de abusos sexuales de menores en todo el país

Más de 108.000 reportes de abusos sexuales de niños, niñas y adolescentes ingresaron entre enero de 2023 y febrero de este año a las dos unidades fiscales de CABA especializadas en cibercrimen, a cargo de los fiscales Daniela Dupuy y Tomás Vacarezza. Fueron 8314 reportes por mes. Casi 280 casos por día. […]
error: Content is protected !!