Cómo transferir tus vinilos, cintas y discos compactos al celular

0
26
digitalizar tu audio analógico crea un archivo electrónico que se puede almacenar online para tenerlo a salvo.
digitalizar tu audio analógico crea un archivo electrónico que se puede almacenar online para tenerlo a salvo.

Gran cantidad del audio que circula en el mundo se ha digitalizado, pero muchos veteranos de la era analógica aún tienen álbumes descontinuados, conferencias y otro tipo de contenido que solo está disponible en formato de disco de vinilo, casetes y discos compactos. Sin embargo, convertir audio a formatos digitales para su uso personal es mucho más sencillo de lo que solía ser, gracias en parte a dispositivos que se conectan al puerto USB de una computadora.

Además de crear archivos que se reproducen en tu celular o servidor de medios, digitalizar tu audio analógico crea un archivo electrónico que se puede almacenar online para tenerlo a salvo. Los pasos para convertir tus viejas grabaciones varían según los formatos y equipo que tengas, pero esta es una guía general del proceso y el equipo que podrías necesitar.

Conseguir un programa de edición de audio

Sin importar qué tipo de medio analógico conviertas, necesitás un programa para digitalizarlo. Capturar el audio en una computadora ha sido muy habitual durante décadas, y hay programas gratuitos que podés usar, como GarageBand para Mac de Apple y Audacity (para Windows, Mac y Linux), un programa de código abierto que tiene su propia guía para convertir discos de vinilo y cintas. También hay programas comerciales disponibles, como Easy LP to MP3 de Roxio (50 dólares) o Golden Records de NCH Software (40 dólares).

Elegí un formato digital para grabar. Los formatos no comprimidos, como WAV, FLAC y AIFF, preservan más del audio original para obtener un sonido de mayor calidad, pero los formatos comprimidos como MP3 crean archivos más pequeños.

Audacity permite editar audio con facilidad.
Audacity permite editar audio con facilidad.

Seguí las instrucciones del programa para importar el audio. Después de capturar todo el álbum, podés usar el programa para dividir la grabación en distintas pistas, etiquetar las canciones y limpiar los seseos, los golpes de aire y otro tipo de ruidos.

Digitalizar vinilos

Si tu equipo estéreo ya no sirve, pero te quedaste con viejas grabaciones por motivos sentimentales, tenés la opción de usar un tocadiscos de “conversión” con USB que se conecte directamente a la computadora. Quizás no tengas el control óptimo de la calidad de grabación, pero generalmente es el proceso más fácil para convertir el vinilo.

Para los que conocen menos la tecnología, ION Audio fabrica varios tocadisocos de conversión, entre ellos el Premier LP de 110 dólares, que se conecta a tu computadora con un cable USB e incluye su propio software de conversión. Audio Technica, Crosley y Sony también fabrican tocadiscos con USB.

Si aún tienes un tocadiscos con salida de audífono o un puerto que dice “línea” (o un recibidor estéreo con una entrada “fono” para el tocadiscos), un dispositivo llamado preamplificador phono USB vincula tus aparatos con cables de audio y USB con el fin de transferir el sonido a la computadora para que lo grabes. ART Pro Audio USB Phono Plus (100 dólares) y Reloop iPhono 2 USB Recording Interface (casi 100 dólares en Estados Unidos) son dos opciones.

Para grabar con USB usando viejos sistemas de tocadiscos sin la salida de audífono ni la salida de línea, lo más probable es que debas incluir una caja de pre amplificador fono aparte para impulsar la señal de audio también. El Rolls VP29, de 50 dólares, y el 66 ART Pro Audio DJPRE II son dos modelos para considerar.

Pre amplificador 66 ART Pro Audio DJPRE II.
Pre amplificador 66 ART Pro Audio DJPRE II.

Digitalizar cintas

¿No tenés videocasetera? Pueden encontrarse reproductores de cintas con conexiones USB para la computadora o memorias a partir de casi 20 dólares. Estos dispositivos pueden ser bastante eficaces para digitalizar viejas conferencias, la historia familiar y otras grabaciones.

Si aún tienes casetera, revisá sus entradas. Un cable con una conexión de 3,5 milímetros en ambos extremos o un cable RCA a 3,5 mm son comunes para conectarse al puerto de entrada de una computadora (si tiene), o quizá puedas usar una caja de interfaz USB como las que se utilizan para digitalizar vinilos.

Convertir discos compactos

¿Aún tenés varios CD que querés transferir, pero no tenés reproductor de discos en tu computadora? Los reproductores de CD externos con USB tienen un precio de 20 dólares. En cuanto contactes uno, reproducí tus discos e importá las pistas con la aplicación Music para Mac de Apple, Windows Media Player de Microsoft u otra aplicación para quemar CD.

Que alguien más lo haga por ti

El enfoque de “hazlo tú mismo” no es para todos, pero puedes pagarles a los servicios de conversión de audio que digitalizan felizmente tus viejos medios análogos para vos. El precio puede ser de 15 a 35 dólares por cada vinilo o cinta convertida, pero algunas compañías incluyen servicios de restauración y de limpieza de sonido también. Memories Renewed, Ever Present y DiJiFi son algunas de las muchas compañías de conversión a las que se puede recurrir.

Seguir buscando

Aunque no es una solución infalible para una audioteca completamente digitalizada, algunas grabaciones que no han sido lanzadas o nadie conoce terminan por aparecer en línea, como las pistas de Jeff Buckley y Prince este año.

El Internet Archive también puede ser un tesoro de grabaciones de 78 rpm de principios del siglo XX, así como las primeras cintas de hip-hop, conciertos en vivo y otros fragmentos de la historia del audio. Sin embargo, sin importar si querés convertir tu audio análogo vos mismo o explorar el internet, la paciencia tiene sus recompensas.

*La tornamesa Premier LP de ION Audio es uno de varios modelos que pueden digitalizar vinilos.

*Copyright:c.2019 The New York Times Company

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here