Uno tras otro: los señalamientos directos de corrupción contra Enrique Peña Nieto se agolpan

0
18
Enrique Peña Nieto se fue “reprobado” de la Presidencia. (Foto: Reuters)
Enrique Peña Nieto se fue “reprobado” de la Presidencia. (Foto: Reuters)

Mientras el ex presidente Enrique Peña Nieto se exhibe en fiestas y eventos sociales junto a su novia Tania Ruiz, siguen saliendo a la luz casos que lo involucran directamente en asuntos de corrupción.

El más reciente lo relaciona con el abogado Juan Collado, detenido la tarde del martes 9 de julio acusado de los delitos de delincuencia organizada y recursos de procedencia ilícita.

El principal denunciante de Collado, Sergio Hugo Bustamante, asegura que el abogado y cuatro personas más, a través de una operación fraudulenta, vendieron un terreno de su propiedad de unos 3 mil 877 metros cuadrados (ubicado en Querétaro), por 156 millones de pesos más IVA a la Operadora de Inmuebles de Centro a Libertad y Servicios Financieros.

Sergio Hugo Bustamante declaró ante la Fiscalía General de la República (FGR) que los expresidentes Carlos Salinas de Gortari y Enrique Peña Nieto, entre otros, serían los supuestos propietarios de la empresa implicada en las operaciones presuntamente irregulares.

El portal Animal Político tuvo acceso a la declaración de Sergio Hugo Bustamante, en la que aseguró que el año pasado recibió llamadas telefónicas y mensajes intimidatorios en los que se le advertía que se desistiera de los señalamientos que estaba haciendo en contra Libertad Servicios Financieros, ya que detrás del abogado Collado había gente «poderosa».

«Me dijeron que atrás de Collado estaba gente muy pesada que en realidad eran los verdaderos propietarios de Libertad Servicios Financieros, refiriéndose en particular a Enrique Peña Nieto, Carlos Salinas de Gortari, Francisco Domínguez Servién y Mauricio Kuri. Toda la información anterior me fue corroborada por amigos personales dentro de la organización financiera y en particular por el Director General de Libertad Servicios Financieros» dijo.

«En una ocasión, aproximadamente en los meses de octubre o noviembre de 2014, estando yo presente, llegó una camioneta de valores al edificio corporativo de LIBERTAD S.A. DE C.V. S.F.P., con varias cajas de efectivo, me comentaron que era dinero de PEÑA NIETO, el mismo fue recibido por personal de LIBERTAD S.A. DE C.V. S.F.P.» señala en otras de sus declaraciones.

Hugo Bustamante subrayo que Libertad Servicios Financieros es una institución financiera que, aprovechando las supuestas fallas en la legislación para este tipo de empresas, realiza presuntas actividades ilícitas como blanqueo o lavado de dinero.

Sin embargo, en entrevista con Ciro Gómez Leyva en Radio Fórmula, Antonio Collado, abogado y hermano de Juan, aseguró que ni Salinas ni Peña Nieto están relacionados con Libertad Servicios Financieros.

«Quieren hacer pensar a la gente y a la Fiscalía General de la República que los ex presidentes están metidos como socios, eso en ningún momento; son públicos quiénes son los accionistas de Libertad», subrayó.

Y aseguró que la declaración de Bustamante fue con la finalidad de extorsionar al ex Consejo de Administración de Libertad Servicios Financieros.

Duarte y el dinero que recibió de Peña

El ex gobernador de Veracruz Javier Duarte, aseguró que el ex presidente le dio dinero con el cual sobornó al ex encargado de la extinta PGR, Alberto Elías Beltrán (Foto: EFE)
El ex gobernador de Veracruz Javier Duarte, aseguró que el ex presidente le dio dinero con el cual sobornó al ex encargado de la extinta PGR, Alberto Elías Beltrán (Foto: EFE)

En entrevistas con el diario Reforma y con Ciro Gómez Leyva en Radio Fórmula, el ex gobernador de Veracruz Javier Duarte (actualmente preso por los delitos de lavado de dinero y asociación delictuosa), aseguró haber recibido dinero (no precisó cantidad) de parte del ex presidente Enrique Peña Nieto para ayudarlo, porque tenía «cargos de conciencia» por la persecución que padecía.

Duarte aseguró que, con ese dinero, pagó un soborno al ex encargado de la extinta Procuraduría General de la República, Alberto Elías Beltrán, para que dejaran en paz a su familia y le reclasificaran el delito de delincuencia organizada al actual de asociación delictuosa.

El ex gobernador también reveló haber enviado una carta a la nueva Fiscalía General de la República, encabezada por Alejandro Gertz Manero, en la cual asegura tener información «valiosa y detallada» de altos funcionarios federales de la administración de Peña, la cual, dijo, dará a conocer en su momento.

«No puedo decir que fui obligado, pero todos sabemos que existe un jefe» (el entonces presidente Enrique Peña Nieto) y acusó particularmente, a las autoridades de la entonces PGR.

Javier Duarte se dijo dispuesto a colaborar con las autoridades para dar más detalles de la corrupción durante esa época.

Los presuntos sobornos de Fertinal

Emilio Lozoya y Enrique Peña Nieto están involucrados en el presunto pago de sobornos por la compra de Fertinal (Foto: Cuartoscuro)
Emilio Lozoya y Enrique Peña Nieto están involucrados en el presunto pago de sobornos por la compra de Fertinal (Foto: Cuartoscuro)

El pasado 18 de junio, el diario El Universal dio a conocer que autoridades de Estados Unidos investigan al ex presidente Enrique Peña Nieto, por haber participado en la transacción de la empresa Fertinal.  A pesar de que no debería haber tenido influencia en las compras de Pemex, ha trascendido que recibió sobornos por parte de Fabio Massimo Covarrubias Piffer, italiano con mayor número de acciones con Fertinal.

Ese mismo día, Peña Nieto desmintió los hechos. A través de su cuenta de Twitter escribió «Rechazo categóricamente las falsas imputaciones en mi contra, publicadas esta mañana en distintos medios y atribuidas a un supuesto informante» No es la primera vez que se pretende inculparme de mala fe y sin fundamento alguno. Por supuesto, mienten».

Días después, el ex director de Fertinal, Fabio Massimo Covarrubias negó que la negociación para la compra venta de la empresa por parte de Pemex haya sido con Emilio Lozoya o con el ex presidente Enrique Peña, pero las investigaciones continúan.

Petróleos Mexicanos interpuso una demanda ante la Fiscalía General de la República, por la compra de la planta Fertinal, por lo que además del proceso judicial contra Emilio Lozoya y a Enrique Peña Nieto, todo el Consejo de Administración de Pemex es investigado.

Y es que las compras y adquisiciones que realiza la paraestatal mexicana tienen que estar aprobadas por su consejo, que está conformado por expertos en el sector financiero y energético, algunos miembros de la administración pública.

El escándalo de la Casa Blanca

La Casa Blanca fue el primer escándalo de corrupción que envolvió al ex presidente (Foto: Instagram @angelicariverahurtado)
La Casa Blanca fue el primer escándalo de corrupción que envolvió al ex presidente (Foto: Instagram @angelicariverahurtado)

Fue el primer caso que involucró a Enrique Peña Nieto en un tema de corrupción. El 9 de noviembre de 2014, un reportaje de Aristegui Noticias reveló la existencia de la llamada Casa Blanca, ubicada en la calle Sierra Gorda número 50 en la colonia Lomas de Chapultepec y valuada en 7 millones de dólares (USD).

La residencia fue construida por Grupo Higa, una de las empresas que ganó la licitación del Tren México-Querétaro y la cual tuvo numerosas obras durante su administración como gobernador del estado de México.

Aristegui Noticias comprobó que aunque la propiedad estaba registrada a nombre de Ingeniería Inmobiliaria del Centro, una empresa que pertenece a Grupo Higa, era el hogar del presidente Enrique Peña Nieto, su esposa (en ese momento) Angélica Rivera y sus seis hijos.

La investigación aseguró que Peña Nieto y su esposa participaron, personalmente, con el arquitecto que diseñó la residencia, para que el trazo se ajustara a sus necesidades familiares.

El reportaje desató un escándalo y un sinnúmero de reacciones. El gobierno se vio obligado a dar una explicación la cual llegó a través de la primera dama, Angélica Rivera.

Mediante un video, la esposa del presidente aseguró ser la propietaria del inmueble, el cual dijo, adquirió con el dinero producto de 25 años de su trabajo como actriz en la empresa Televisa.

En la grabación, con una duración de 7:11 minutos, Angélica Rivera explicó que celebró varios contratos con Televisa, el último de ellos en el año 2004. En el marco del dicho contrato, dijo «en el año 2008 se me otorgó el uso y goce de la casa ubicada en Paseo de las Palmas número 1325 y comencé a vivir en ella en ese mismo año«. Y detalló que fue en el año 2010 que dio por terminado su contrato con Televisa, relación laboral que concluyó mediante el pago de la casa

«El 25 de junio del 2010 se me pagó con la propiedad de la casa que ya habitaba, es decir, la casa de Paseo de las Palmas, la escritura de esta casa se expidió a mi favor el 14 de diciembre del 2010. Además de la casa se me pagó un monto total de 88 millones 631 mil pesos más IVA… Para dar por terminado el contrato, me comprometí con la empresa Televisa a no trabajar con ninguna otra televisora por el plazo de 5 años, esto se tomó en cuenta para determinar el monto del contrato… así les demuestro que tengo la capacidad económica y recursos propios que me han permitido construir un patrimonio para mí y para mis hijas», aseguró Rivera.

El clip causó una gran indignación por lo que el propio presidente tuvo que salir a reconocer que se equivocó al permitir que su esposa saliera a dar explicaciones «lo que impactó negativamente en la credibilidad del gobierno (…) porque era yo el que tenía la responsabilidad, el cuestionamiento era sobre el presidente, sobre lo cual además, ofrecí una disculpa pública, no tanto por que se hubiese actuado equivocadamente, sino por cuanto afectó la credibilidad de la institución presidencial (…)» dijo.

El escándalo terminó con la salida de Carmen Aristegui de MVS Radio y una intensa batalla en los tribunales el cual ganó la periodista, pero no hubo ninguna acción legal contra el ahora ex presidente.